lunes, 12 de noviembre de 2018

Nuevas Marcas Que He Conocido Este Año

Tras deshacerme de todo el maquillaje que no cumplía los requisitos de cruelty free, vegano y libre de ingredientes indeseables, me vi en la situación de buscar nuevas alternativas fuera de las marcas convencionales. 


Hoy os enseño mis descubrimientos y mis nuevos favoritos. 



En cuando a maquillaje, Lavera ha sido la gran ganadora. He probado un amplio espectro de sus productos y he quedado gratamente sorprendida. Todos sus artículos son veganos, cruelty free y con unos ingredientes muy respetuosos. Otras marcas de las que también he probado sombras de ojos y correctores son Couleur Caramel y Purobio, ambas muy recomendables también si queréis echarles un vistazo. 


Para el cuidado corporal y facial os recomiendo Dr Bronner's: tanto sus jabones como sus pastas de dientes son muy eficaces y respetuosas con el medio ambiente. 
Cattier es una marca francesa perfecta para el cuidado de la piel que utiliza ingredientes indicados para pieles sensibles. Su aceite desmaquillante es fabuloso: elimina todo sin dejar residuo graso ni escocer en los ojos. 
Para la protección solar he estado probando la crema Alga Maris de Laboratorios Biarritz. Es un SPF físico, por lo que protege desde el momento en que se aplica, no deja residuo blanco ni aporta grasa. Es ideal para usarlo como prebase de maquillaje. 
Matarrania es una empresa española que utiliza el aceite de oliva como ingrediente principal para sus productos. He probado su contorno de ojos: tiene textura bálsamo pero se absorbe enseguida, no aporta grasa y mantiene la zona hidratada y jugosa. Es perfecto para aplicar justo antes del corrector. 
Los labios son una zona muy sensible por lo que es necesario cuidarlos debidamente. Estos cacaos de Hurraw! tienen unos ingredientes excelentes: totalmente veganos, hidratan y nutren con unos sabores increíbles. El mío es de vainilla ¡y dan ganas de comérselo!


El desodorante natural que MEJOR me ha funcionado es el de Schmidt's: protege completamente, dura todo el día incluso cuando voy al gimnasio y no tiene ningún ingrediente peligroso. ¿La única pega? Que mancha la ropa blanca. Afortunadamente se va con los lavados sin ningún problema, pero sí que es un poco incómodo. 
Como os contaba hace unas semanas las marcas veganas y cruelty free coreanas ¡EXISTEN! y Aromatica es una de ellas. Toda una suerte porque mi mascarilla favorita de caléndula es de ellos. 
Sin duda el descubrimiento del año ha sido La Malvaflor: sus champús, jabones y aceites corporales son ma-ra-vi-llo-sos. No me cansaré de recomendároslos. 


Descubrir que todos mis esmaltes de uñas tenían ingredientes súper tóxicos fue un poco desesperanzador: no son precisamente uno de los productos fáciles de reemplazar. Por suerte encontré los de la firma francesa Kure Bazaar. Son caros, pero merecen la pena. Podéis ver la review que hice de ellos en este post.  


También han habido marcas que han vuelto a mi rutina: The Body Shop, tras abandonar el grupo L'Oréal, vuelve a tener mi confianza. No todos sus productos son veganos todavía, pero sí son cruelty free y están en proceso de serlo próximamente.  


The Balm también volvió a mi neceser después de ver que la mayoría de sus productos para rostro tienen una composición bastante aceptable. Sus polvos no contienen talco ni phenoxyethanol, vienen en envases reciclables de cartón y tienen una calidad excelente. 


Y vosotras, ¿habéis hecho algún descubrimiento digno de mención este año? ¿Me recomendáis alguna marca que debería probar? ¡No dudéis en comentar!

1 comentario: